Anfiteatro romano de Cartagena – Reconstrucción virtual

Consultor y formador en nuevas tecnologías - Patrimonio Virtual - Videojuegos históricos educativos

reconstruccion virtual anfiteatro cartagena

En el presente artículo vamos a desglosar en qué ha consistido este trabajo final del máster de Patrimonio Virtual de la Universidad de Alicante (UA).

A modo de resumen, consistiría en la reconstrucción virtual del anfiteatro romano de Cartagena usando la novedosa metodología de la Extended Matrix, que en palabras de su creador, el investigador italiano Emanuel Demetrescu, es un leguaje formal con el que realizar un seguimiento (digital) del proceso de reconstrucción virtual.

En la imagen superior, puede verse el resultado final de toda la investigación realizada. Se muestra esta imagen ya que se hace muy complicado entender la situación actual del anfiteatro ya que ha sufrido numerosas modificaciones a lo largo de su existencia. Si ahora fuésemos al yacimiento, tan sólo podríamos ver el muro perimetral de la plaza de toros (color azul oscuro) y algunos sectores inferiores del anfiteatro en la zona sur. Ya que a mediados del siglo XIX se construyó la plaza de toros sobre los cimientos del anfiteatro, arrasando con lo poco que quedaba del graderío del mismo (color transparente).

Fachada de la plaza de toros en la actualidad

Tampoco ha ayudado el abandono institucional del yacimiento hasta fechas muy recientes, que hasta finales del siglo XX no empezaron a excavarlo, aunque fragmentariamente desde entonces, puesto que apenas se le ha dotado presupuestariamente para ello. Por suerte, en los últimos años se ha realizado una apuesta decidida por su puesta en valor al entrar en el programa de conservación del patrimonio histórico español, conocido como el 1,5% Cultural.

FASE DE DOCUMENTACIÓN

A través del Ayuntamiento de Cartagena (Murcia), se contactó con la dirección arqueológica del yacimiento del Anfiteatro romano, encabezada por Mª Carmen Berrocal Caparrós, quién muy amablemente facilitó abundantísima documentación publicada sobre las distintas excavaciones realizadas durante los últimos treinta años.

La lectura, análisis y extracción de datos útiles para la reconstrucción virtual, fue la fase más laboriosa de la elaboración de este TFM. Y sin duda, la que consumió más cantidad de tiempo. Sobre todo a la hora de extrapolar toda esa información en el registro de la Extended Matrix (EM).

LEVANTAMIENTO FOTOGRAMÉTRICO

Para la documentación digital del monumento se eligió la técnica denominada fotogrametría, que consiste en la realización de multitud de fotografías de un yacimiento/monumento desde distintos ángulos de vista, las cuales posteriormente son procesadas por programas informáticos, dando como resultado un modelo tridimensional del yacimiento/monumento fotografiado con sus texturas incluidas.

Modelo fotogramétrico de los restos de la cavea del acceso suroeste del anfiteatro

ANÁLISIS TOPOGRÁFICO

En la página de descargas del Instituto Geográfico Nacional (IGN) descargamos el Mapa Digital terrestre (MDT) del área metropolitana de Cartagena, el cual debido a su gran tamaño fue reducido a la zona circundante del anfiteatro.

Una vez escalados correctamente tanto el MDT de Cartagena como el anfiteatro en sus formas más primitivas, se procedió a colocarlo en su lugar y orientación exacta gracias a los planos aportados por la dirección arqueológica.

Perfil del anfiteatro/plaza de toros visto desde el sureste

En la imagen anterior, que muestra el perfil del anfiteatro/plaza de toros, están ubicados en la pendiente de la ladera, llegando los cimientos hasta el nivel del sustrato rocoso, rellenando con tierra y escombros el resto de la zona para crear una superficie horizontal sobre la que levantar el anfiteatro, y posteriormente la plaza de toros sobre éste.

MODELADO DE LAS FASES CONSTRUCTIVAS

En la siguiente fase, se fueron modelando los proxys (elementos digitales de formas sencillas) de otros restos arqueológicos del anfiteatro que no pudieron ser realizados mediante fotogrametría al estar sepultados o en zonas inaccesibles en el momento del levantamiento fotogramétrico, gracias a un plano topográfico aportado por la dirección arqueológica.

Puesto que en el anfiteatro no se ha realizado una excavación arqueológica integral en todo su conjunto, sino que a lo largo de las últimas décadas se han ido realizando excavaciones y sondeos puntuales (realizadas por equipos distintos), desde la dirección arqueológica nos manifestaron que no había un registro único de unidades estratigráficas con las que trabajar. Éstas son elementos básicos a la hora de implementar la Extended Matrix y dado que se hacía necesaria una unificación de las mismas, se decidió registrarlas desde cero mediante un sistema propio de numeración.

APLICACIÓN DE LA EXTENDED MATRIX

La Extended Matrix permite registrar las fuentes utilizadas, y los procesos de análisis y síntesis que han llevado desde la evidencia científica a la reconstrucción virtual. Así conseguimos organizar el registro arqueológico de una manera más científica a la vez que permite mostrarlo de una forma más eficiente.

Resumen gráfico del proceso de generación de la Extended Matrix

La EM se basa en el enfoque de lectura estratigráfica similar a la Matriz de Harris, pero añadiendo elementos reconstructores como estructuras perdidas (en base a nuestras hipótesis de reconstrucción o de “negativos” encontrados in situ) y las fuentes utilizadas durante la reconstrucción.

Todo ello gracias al uso de herramientas digitales, que dotan a la EM de una mayor versatilidad a la hora de conectar la documentación arqueológica y la reconstrucción virtual.

La principal herramienta digital es el editor de gráficos, siendo yED el elegido, utilizando una plantilla de la EM. La cual hace uso del formato de archivo GraphML (basado en XML) que es ampliamente compatible con otras herramientas digitales.

Durante la fase del diseño de la EM, podemos ir añadiendo todas las fases constructivas del yacimiento/monumento a reconstruir. Y a la par que vamos registrando en yED las fuentes utilizadas durante el proceso de reconstrucción, vamos creando en Blender los modelos tridimensionales que los representan virtualmente. Y conforme se van asignando las unidades estratigráficas (UE) a los proxys, automáticamente van adquiriendo los materiales y colores propios de cada tipo de reconstrucción virtual.

A la hora de mostrar los resultados mediante Blender, la EM tiene cuatro colores principales:

  • Rojo: para los elementos existentes in situ
  • Azul: para los elementos reconstruidos según nuestra hipótesis reconstructiva
  • Verde: para los elementos reconstruidos que no se basan en elementos in situ
  • Amarillo: para los elementos reconstruidos basados en elementos tangibles que ya no están in situ
Ejemplo de la división por colores dentro del programa Blender

Y lo mejor de la EM, en nuestra humilde opinión, es que con un solo click, esta muestra de resultados puede cambiar y mostrar en Blender las distintas fases reconstructivas añadidas en yED. Eso sí, con los colores asignados previamente.

De esta manera, contamos con unas herramientas muy potentes a la hora de explicar visualmente yacimientos/monumentos muy transformados a lo largo de siglos, los cuales harían muy difícil su interpretación para los visitantes/ciudadanos de a pie. Incluso, a veces, para los propios arqueólogos y científicos por la excesiva complejidad en la mezcla de estratos arqueológicos de fases muy diversas.

Esta fase también fue bastante laboriosa dado el número tan elevado de UE que tiene una construcción tan grandiosa como un anfiteatro. La división del mismo en elementos simples como muros, arcos, pilares, etc., se ha realizado en parte, no pudiendo realizarlo por completo en el momento de la presentación de este TFM. No obstante, en el momento de la redacción de este trabajo ya se han asignado más de 500 UE.

INFOGRAFÍAS DE LAS FASES CONSTRUCTIVAS DEL ANFITEATRO – PLAZA DE TOROS

Por último, mostraremos las infografías generadas para explicar la hipótesis reconstructiva realizada en este TFM.

Hipótesis reconstructiva inicial de la primera fase constructiva

En la infografía número 1, se observan tantos los escasos restos conservados a día de hoy del siglo I a. de C. (color rosa), como la hipótesis reconstructiva (color morado) sin la presencia del graderío de madera mostrado en otro apartado anterior.
Merece la pena observar la salida de la cloaca en la parte inferior de la imagen, la cual desaguaba toda el agua que recogía la arena del anfiteatro.

Hipótesis reconstructiva final de la primera fase constructiva

En la imagen superior se muestra el graderío de madera que supuestamente fue levantado en la zona de la cavea no excavada directamente en el sustrato rocoso.

Restos arqueológicos a día de hoy de las dos fases constructivas

En esta tercera infografía, se muestran en color naranja, los restos conservados a día de hoy de la segunda fase constructiva (siglo I d. de C.). Mejor dicho, los restos excavados, porque se sabe que existen muros de cimentación a todo lo largo del óvalo que conforma el anfiteatro en la parte inferior de la imagen, pero aún no han sido excavados.

Hipótesis reconstructiva de los cimientos del anfiteatro en la segunda fase constructiva

Dichos restos, en buena medida pendientes aún de excavar, son los que aparecen en la infografía superior como pertenecientes a la hipótesis reconstructiva (color ocre suave). También aparece la hipótesis reconstructiva de la primera fase constructiva (color morado).

En ese nivel es cuando comenzaron a surgir los problemas a la hora de establecer las hipótesis reconstructivas, ya que a partir de ahí, en el siglo XIX todo lo que se encontraba por encima fue arrasado con la finalidad de allanar el terreno y que dichos restos sirvieran como cimentación a la plaza de toros.

Hipótesis reconstructiva inicial de la segunda fase constructiva

Es por ello que en la infografía anterior, se haya dibujado la cavea con un color transparente, puesto que con la información manejada en el momento de creación de estas infografías, era muy aventurado conformar una hipótesis reconstructiva para un elemento tan importante y característico como este.

Superposición de los restos actuales de la plaza de toros sobre la hipótesis reconstructiva inicial

En la infografía anterior, se aprecian los restos actuales de la plaza de toros, conformados por dos muros perimetrales concéntricos. Y se aprecia bastante bien como arrancan desde la parte superior de los muros de cimentación del anfiteatro romano.

Superposición de la plaza de toros completa con la hipótesis reconstructiva inicial

La infografía superior es la más interesante de todas, ya que aparece en color azul claro la reconstrucción virtual de la plaza de toros en el momento de su construcción y se aprecian claramente sus dimensiones y formas en relación al anfiteatro “completo”.

División de unidades estratigráficas en función de su evidencia científica

En la infografía número 8, se aprecia otra forma de mostrar los resultados de haber trabajado con la Extended Matrix. Y ahí es donde radica la gran potencialidad de este lenguaje, que tan sólo pulsando un botón del plugin de EMtools dentro de Blender, se puede cambiar de una vista cronológica de las distintas fases constructivas, a una vista total de todas las fases según su rigurosidad científica.

Perfil de la la Plaza de toros junto a la hipótesis reconstructiva inicial del anfiteatro

No se sabe si fue una circunstancia fortuita o no, pero la altura de la plaza de toros es casi idéntica a la hipótesis reconstructiva del anfiteatro que se baraja en este TFM, como puede verse en la infografía anterior. En ella también se observa el nivel del estrato rocoso donde se asienta el anfiteatro, así como la horizontalidad del nivel superior de los muros de cimentación hasta donde fueron rellenados para que los habitantes de Cartagena de la época pudiesen acceder al anfiteatro.

CONCLUSIONES

Durante todo el proceso de creación de nuestra hipótesis reconstructiva del anfiteatro romano de Cartagena, hemos sido conscientes de varios aspectos importantes. Por un lado, y de cara al mejor conocimiento del propio yacimiento arqueológico donde se encuentra. Ya que por ejemplo, buena parte de los habitantes de Cartagena creen que la plaza de toros es el anfiteatro romano. O que al menos, lo que permanece en pie, fue la estructura original del mismo, transformada posteriormente en un coso taurino.

Por otro lado, por los beneficios que aporta la Extended Matrix al proceso de reconstrucción virtual en yacimientos/monumentos que han sido muy transformados con el paso de los siglos, y que hacen muy difícil su visionado e interpretación de cada una de sus fases históricas. Así como los beneficios intrínsecos de su utilización, al registrar documentalmente todas las fuentes utilizadas en el proceso de reconstrucción virtual.

Finalmente, desde nuestro humilde punto de vista, se hace necesaria la creación de un repositorio para profesionales, accesible a todo el mundo, donde puedan subirse estos desarrollos relacionados con la EM. Donde unos profesionales inicien el estudio de un monumento, y otros profesionales puedan retomarlo, terminarlo y mejorarlo si fuera el caso, completando totalmente todo el proceso de la EM. El cual acaba con la creación de los denominados Source Based Models, que son modelos 3D realizados con todo lujo de detalles tanto en el mallado como en las texturas, iluminación, etc. Destinados principalmente a la realización de espectaculares renders.

Podría ser una especie de GitHub para virtualizadores del patrimonio, donde se reuniesen profesionales de todo tipo de perfiles. Como arqueólogos, restauradores, historiadores, artistas, ingenieros, etc.

De todos es conocido que en demasiadas ocasiones, un profesional elabora la reconstrucción virtual de un monumento, y su trabajo queda después inaccesible para el resto de profesionales.

Pues bien, ese trabajo se podría reaprovechar más adelante, para que otros profesionales que tuviesen que realizar un proyecto parecido, no partiesen de cero. O incluso mejorarlo, ya que año tras año, el software y el hardware avanza de tal manera que en el transcurso de pocos años, se puede comprobar como mejora la calidad visual de los modelos 3D.

Podría utilizarse el sistema Creative Commons para que el autor de todo trabajo utilizado, fuese debidamente mencionado como su autor “inicial”, por denominarlo de alguna manera.
Está claro que es una cuestión espinosa, ya que normalmente son las administraciones públicas las que pagan este tipo de proyectos, y luego son muy reacias a compartirlos. Pero sería interesante abrir este tipo de debates si queremos conformar una comunidad fuerte de profesionales y afianzarnos como un sector productivo, como pudiera ser el de cineastas, guionistas u otra serie de perfiles digitales creadores de contenidos.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar